Con gran empeño, con ironía, en la adolescencia de hoy en día: TMO entrevista a Margherita F., autora de Guide pratiche per adolescenti introversi

A Margherita Ferrari, nacida en 1987, no le agrada que le pregunten las diferencias entre sus coetáneos y ella misma, pero lo cierto es que ella, por medio de su sensibilidad creativa y original ha elaborado un blog, nacido como un simple diario, que se convirtió en un estudio irónico e inteligente sobre los adolescentes actuales. Y del blog al libro sólo ha habido un pequeño paso. Así nació la Guide pratiche per adolescenti introversi [“Guía práctica para los adolescentes introvertidos”, publicada en italiano por Einaudi, 2005], un manual semiserio en el cual la joven escritora italiana observa, intuye, profundiza para luego analizar y examinar los comportamientos de sus compañeros de clase y de los adolescentes que se cruza por la calle, brindando su receta para la supervivencia de los que son como ella: una “adolescente introvertida”, una A.I., que vive en los confines del mundo conocido.

Las ideas compartidas en el blog con una comunidad de lectores predominantemente coetánea a la cual Margherita se abre sin reservas, han tomado la forma de “manual” que hacen eco a los anuncios o a los discursos del sociólogo (u cualquier otro «ólogo») de turno, que divide al mundo adolescente, lo etiqueta y lo clasifica. Y es justamente para huir de estas categorías odiosas, quizás un poco ingenuamente, que Margherita F crea otras, “y esto es un poco contradictorio», explica, “pero me sirve para comprender en modo irónico lo que oigo, fantaseando un poco sobre lo que observo, y por lo tanto no me parece justo que los adultos nos clasifiquen». Pero sus categorías son tan auténticas y divertidas que es irresistible no probar a reconocerse en alguna de ellas, o quizás consultarlas para comprender mejor al propio hermano, la hija menor o, quien dice, al alumno rebelde.

TMO: Con la publicación del libro te estás dando a conocer a un vasto público. ¿Hace esto que tu relación con tus coetáneos, los mismos sobre quienes escribes, cambie?

MARGHERITA F.: Ahora me considero una posadolescente, si no más mayor. Me gusta alegar que soy «introvertida extrovertidamente» y soy más abierta con aquellos coetáneos que tienen modos de entender la vida, intereses y pasiones distintos a los míos. No me gusta que los demás ahora me reconozcan como “aquella que escribió el libro”, sobre todo si no lo leyeron, y no me gusta tampoco la continua comparación con Melissa P.

TMO: Ya que estamos en el tema, es inútil decir que la comparación surge espontáneamente: dos escritoras adolescentes, ambas principiantas, y las dos que firman su trabajo con la inicial del apellido. ¿Qué te parece?

MARGHERITA F.: Eso de no escribir mi apellido completo es una decisión editorial. Es cierto, quizás tenga algo que ver con el hecho de que ya existiera Melissa P. Pero yo ya firmaba así en mi blog y no le veo nada extraño, de hecho el libro es una versión extendida del blog, por lo que me pareció de lo más natural. No creo tener nada en común con Melissa Panarello, están malgastando comparaciones sin ton ni son. Escribimos sobre temas completamente diferentes, nuestros estilos no tienen nada en común, el hecho que también ella escriba un blog no tiene nada que ver, porque lo que queremos expresar es muy diferente.

Luego de este paréntesis sobre la escritora principianta más controvertida de los últimos tiempos, que no se salva de las críticas de Margherita, TMO quiere descubrir cuáles son las influencias literarias, los modelos que inspiran a Margherita en sus relatos, de un estilo tan personal, fluido y envolvente.

TMO: En tu Guide pratiche uno se puede sumergir en la atmósfera tanto excéntrica como a la vez íntima de los Smith, se viaja con el Nirvana, pero menos explícitas están tus influencias literarias…

MARGHERITA F.: Pondría sobre todo a Orwell con 1984, una obra maestra reveladora y de lectura placentera que todos deberían leer. Entre los jóvenes autores contemporáneos me gustan muchísimo Dave Eggers: de él he leído todo y tengo con sus obras una relación fuerte, casi diría que carnal, y David Foster Wallace, de quien me encanta su manera de estructurar las novelas. En este último periodo me he sentido influenciada además mucho por Beautiful Losers de Leonard Cohen, un libro que esperaba que fuera pacífico y tranquilizador y que se ha revelado terrible, especialmente en algunos capítulos: una forma de escribir totalmente distinta a la lírica de sus canciones.
Entre mis modelos literarios, en un cierto modo introduciría también a los Smith, que he comenzado a amar por sus textos, mientras que la música ha venido después. Su lírica se asemeja a las óperas de Wilde, son verdaderas máquinas de aforismos.

TMO: ¿Y qué se puede decir de tu relación con Il Maestro e Margherita de Bulgakov? Sabemos que tus padres han escogido este nombre para tí en honor a la heroína de la novela…

MARGHERITA F.: Así es. Il Maestro e Margherita es mi libro preferido, sobre todo en lo que respecta la estructura de la trame, que es genial, y el estilo. Me gusta casi toda la literatura rusa, Dostoevskij en particular, así como también la francesa del siglo XVIII. Pienso que obras maestras como El rojo y el negro y Madame Bovary están perfectamente adaptadas a muchachas de mi edad.

A Margherita, TMO pide además alguna sugerencia cinematográfica para sus lectores, para los adolescentes introvertidos y para aquellos “sin cabeza”, personajes carentes de una mente capaz de razonar en forma autónoma y crítica, que ella define con este adjetivo eficaz, tomado de la historia del arte y aplicado, con habilidad, a los jóvenes de hoy.

MARGHERITA F.: Kubrik es mi director de cine preferido: ha influenciado mi lenguaje y mi estilo. A Tim Burton, a su vez, lo amo por su capacidad de unir el gusto por lo fantástico y la crítica social. La fantasía sola no me apasiona en particular, no he visto “El señor de los anillos” ni he leído “Harry Potter”, pero cuando llega al nivel de Tim Burton sí, entonces sí me encanta el género fantástico.

En vistas a este excelente primer libro, en el cual demuestra un espíritu de observación extraordinario así como también una vena irónica madura e inteligente, le preguntamos a Margherita cuáles son sus proyectos para el futuro.

MARGHERITA F.: Mis objetivos a corto plazo son primero terminar mis estudios para ingresar a la universidad. A largo plazo, bueno, me gustaría ganarme la vida escribiendo y ya tengo algunas ideas para el próximo libro. Mis amigos me dan muchas ideas, que yo asimilo y elaboro. Me encantaría escribir una novela de mil páginas como Infinite Jest de David Foster Wallace. Deberá ser un libro con un componente fantástico-científico, pero que al mismo tiempo mantenga una vena irónica, como la mía en Guide pratiche.

¡Buena suerte, Margherita!

Be Sociable, Share!